Páginas

lunes, 16 de abril de 2012

Tuvo que llamar a la policia porque la jeva quería seguir dando etilla

Tras una noche de intesa actividad sexual, el hombre, cansado, decide marcharse por la mañana. Para su asombro, descubre que su insatisfecha acompañante le impide dejar el apartamento: quiere más. Ante la insistencia, decide salir por el balcón y pedir ayuda.

Llamó a emergencias y la policía, que ha informado este jueves, en un comunicado, de lo sucedido, acudió al lugar de los hechos y comprobó, personalmente, la situación. Para sorpresa de los agentes, la mujer se insinuó hasta con ellos, sin éxito. Ahora tendrá que responder por asalto sexual y detención ilegal.